Juan Rulfo, 29 años sin el gran literato jalisciense.

el

RulfoA 29 años de su muerte, recordamos a un grande de la literatura mexicana, y aún —como recalcó Borges—de la literatura: Juan Rulfo. Nacido el 16 de mayo de 1917 en Apulco, Jalisco, pero registrado en Sayula. Rulfo crece en el poblado de San Gabriel, donde su infancia es abruptamente volcada a la tragedia, tras la muerte de sus padres; tras este hecho, es trasladado al Hospicio Cabañas de Guadalajara. Rulfo integró la primera y difícil parte de su vida, como forjadora de su formación literaria.
Inicia sus estudios en la Universidad de Guadalajara (UdG), pero una huelga los interrumpe, de tal forma que migra a la Ciudad de México donde busca revalidar sus estudios en la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM). Sin embargo la máxima casa de estudios, se lo impide. A pesar de ello, Rulfo decide asistir como oyente a la Facultad de Filosofía y Letras de la misma universidad, logrando ampliar y profundizar sus estudios en la historia y antropología de México.
Entre las décadas de los 30 y 40, Rulfo viaja a lo largo y ancho de la república, aunados estos hechos, finalmente son plasmados en el producto de su obra literaria. Puesto que en 1945 inicia la publicación de sus cuentos y fotografías en las revistas América Pan. En la primera de ellas, publica los primeros siete cuentos que posteriormente, en 1953, conformarían El llano en llamas, obra que logra concluir, gracias al reconocimiento de su talento y genialidad por el Centro Mexicano de Escritores, quien le otorga dos becas consecutivas al escritor jalisciense. En 1955 publica la novela Pedro Páramo; más adelante, en 1958, publica El gallo de oro. Casi tres décadas después, en 1983 es reconocido con el premio Príncipe de Asturias. Rulfo, además de destacar como literato y fotógrafo, desempeña un papel importante en el Instituto Nacional Indigenista de México, al editar una de las colecciones más eminentes de la antropología mexicana.
Juan Rulfo muere el 7 de enero de 1986 en la Ciudad de México, aportando de forma importante un tesoro para la literatura. Su obra se ha traducido a diversos idiomas, lo cual ha permitido que las bellas pinturas literarias se lleven al mundo entero. Hoy se conmemoran 29 años sin Rulfo, sin embargo, su prosa, que describe rutas escondidas de Jalisco como los caminos hacia Talpa, o bien la narración de la conjugación de la realidad y el mundo oculto paralela a ésta, en Pedro Páramo, hacen del brillante jalisciense, una joya mexicana dentro de la literatura universal.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s